Mercado

 Las compañías aseguradoras que operan en España vinculadas a la banca acapararon en 2018 en torno al 50% de la actividad y de los resultados que genera el sector

  Redacción / 25 de noviembre de 2019

Según indica la nota técnica difundida por el sector seguros nº 30 de Afi es bien conocida la relevancia que para el conjunto de entidades bancarias españolas tiene su participación en el negocio de seguros, negocio que como señalaba en la Nota de Seguros nº 26 ‘El negocio asegurador español dominado por la banca‘, en algunos casos contribuye de forma decisiva a aumentar la rentabilidad global de las entidades que más han desarrollado dicha actividad. Ello está inducido por los relativamente elevados niveles de rentabilidad y solvencia, sostenidos además en el tiempo, que define en España el negocio asegurador.

El resumen de la nota nº30 es:

  • Las compañías aseguradoras que operan en España vinculadas a grupos bancarios acapararon en 2018 en torno al 50% de la actividad y de los resultados que genera el sector seguros.
  • Especialmente relevante es el dominio en el ramo de Vida, en el que las aseguradoras vinculadas a grupos bancarios concentran el 65%-75% de la actividad y los resultados. La mayor conexión con la actividad puramente financiero del segmento vida-ahorro, junto a la gran capilaridad de la red bancaria española que se configura como el canal mayoritario de distribución de este tipo de seguros, explican esta fuerte presencia de la banca.
  • La participación en el ramo de no vida es mucho más reducida, entre el 15%-25% de la actividad y de los resultados, y tiene la singularidad de que está muy concentrada en entidades específicas.
  • La rentabilidad de las compañías de seguros vinculadas a los grupos bancarios es elevada, ROE medio del 18,5% en 2018, y se sitúa significativamente por encima de la media del conjunto del sector (ROE del 11,2%). No obstante se ha producido una cierta reducción frente al año previo.
  • La contribución a los resultados de los grupos bancarios del negocio asegurador de la banca en España es muy notable. Considerando exclusivamente el negocio doméstico, la contribución directa del sector seguros a la banca (por el resultado de sus participaciones aseguradoras) puede estimarse cercano al 25%. Dicho porcentaje constituiría un suelo en términos efectivos, puesto que ha de tenerse en cuenta, adicionalmente, el margen asociado a los ingresos que proporciona la distribución comercial de los seguros que se realiza desde la propia red bancaria. Estimamos que globalmente (contribución directa e indirecta) en torno a un tercio de los resultados de la banca por su actividad doméstica es atribuible a su negocio asegurador.
  • Con todo, la contribución de los seguros a los resultados bancarios se ha reducido en 2018. De una parte porque el margen de las compañías ha sido algo menor. De otra, porque a pesar de la aún reducida rentabilidad de la banca, tuvo lugar el pasado año una cierta mejora de sus resultados, lo que se ha traducido en una caída de la aportación relativa del negocio asegurador a nivel global.