Mercado

El 52% de las empresas temen que un ciberataque provoque una pérdida de confianza del cliente

  Redacción / 12 de septiembre de 2018

A medida que la creciente cantidad de dispositivos conectados abre las empresas a ciberamenazas adicionales, el 43% de los CISO (chief information security officer) reconocen que la seguridad es una cuestión primordial a la hora de implementar proyectos de Internet de las cosas (IoT). Además, aunque casi el 63% coincide en que las ciberamenazas relacionadas con IoT han aumentado en los últimos 12 meses, solo el 53%, opina que los dispositivos conectados son una amenaza para su propia organización, según un informe de Trend Micro sobre la preocupación de las empresas por perder la confianza de los clientes en caso de un ciberataque relacionado con IoT.

La encuesta revela la necesidad de unas pruebas mínimas antes de la implementación del IoT, que garanticen que los nuevos dispositivos añadidos a entornos corporativos son seguros. Las empresas afirman haber experimentado un promedio de tres ataques a dispositivos conectados en los últimos 12 meses. El 38% de los que ya han implementado o planean implementar una solución IoT han incorporado CISO a su plantilla en el proceso de implementación, porcentaje que se reduce a un 32% en caso de fábrica inteligente, a un 30% en servicios inteligentes y a un 30% en dispositivos portátiles.

Por otro lado, el 52 % de las empresas aseguran que la principal consecuencia del resultado de sufrir una brecha de seguridad sería una pérdida de la confianza del cliente, seguida de una pérdida económica, con un 49%, pérdida de información de identificación personal, con un 32%, sanción económica de los reguladores, con un 31%, y, en último lugar, una violación de las normas de seguridad de datos, con un 28%.